Los peces nacen en el agua, el hombre nace en el Tao.Si los peces, nacidos en el agua, buscan la sombra profunda del estanque o la alberca, todas sus necesidades son satisfechas.Si el hombre, nacido en el Tao, se hunde en la profunda sombra de la no-acción, para olvidar la agresión y las preocupaciones, no le falta nada, su vida es segura.
Moraleja: "Todo lo que necesita el pez es perderse en el agua.Todo lo que necesita el hombre es perderse en el Tao".

AVISO

queridos amigos los haikus que humildemente escribo están en este sitio: www.haikusilvestre.wordpress.com
gracias ! Namasté

27 jun. 2013


Una vez que iniciemos un espíritu de renuncia hacia los apegos y los placeres de esta vida, pensaremos de manera natural en los placeres futuros, y engendraremos el apego hacia la próxima vida.

No debemos sentirnos apegados a los placeres efímeros.
Sólo las personas ignorantes y confusas pasan su tiempo amasando posesiones.
Acaban por sufrir mil veces, mientras buscan la felicidad.
dalai lama