Los peces nacen en el agua, el hombre nace en el Tao.Si los peces, nacidos en el agua, buscan la sombra profunda del estanque o la alberca, todas sus necesidades son satisfechas.Si el hombre, nacido en el Tao, se hunde en la profunda sombra de la no-acción, para olvidar la agresión y las preocupaciones, no le falta nada, su vida es segura.
Moraleja: "Todo lo que necesita el pez es perderse en el agua.Todo lo que necesita el hombre es perderse en el Tao".

AVISO

queridos amigos los haikus que humildemente escribo están en este sitio: www.haikusilvestre.wordpress.com
gracias ! Namasté

14 jul. 2013

la verdadera calma ...

sin jactancia ni orgullo
humilde y modesto
El brahmán Magandiya preguntó al Buda acerca de cómo ser calmado:

No vivir en el pasado, quedarse inmóvil en el presente, no preferir ningún tipo de futuro!
Sin irritación, sin agitación, sin remordimientos, sin preocupaciones, ni jactancia, ni orgullo, pero humilde y modesto, uno es de hecho un sabio sobrio ...

Retirado, que no se opone a nada, que no quiere nada, a todo indiferente, distante, amable, independiente, por ejemplo, en él no existe ni el deseo o el miedo para cualquier tipo de existencia ni el deseo o el miedo por cualquier forma de no existencia ...

Tal es un calmado, indiferente a los placeres sensuales, individual, no aferrándose a cualquier tipo de propiedad! Para él no hay nada más para tomar o dejar!

Si los demás llegan a acusarle, permanece tranquilo y no se involucra!
No se opone a nada, ni se atrae por nada, sin nada propio, ni perturbado por lo que no existe, asi es un tranquilo realmente calmo!

Sutta-Nipāta 849-861 Extracto editado.

Entrar en el bosque sin mover una hierba; entrar en el agua sin levantar una ola (dicho zen)