Los peces nacen en el agua, el hombre nace en el Tao.Si los peces, nacidos en el agua, buscan la sombra profunda del estanque o la alberca, todas sus necesidades son satisfechas.Si el hombre, nacido en el Tao, se hunde en la profunda sombra de la no-acción, para olvidar la agresión y las preocupaciones, no le falta nada, su vida es segura.
Moraleja: "Todo lo que necesita el pez es perderse en el agua.Todo lo que necesita el hombre es perderse en el Tao".

AVISO

queridos amigos los haikus que humildemente escribo están en este sitio: www.haikusilvestre.wordpress.com
gracias ! Namasté

22 ago. 2013

Calma es Nibbana !



Aquietar toda construcción mental es Nibbana!


El Bendito Buda dijo una vez:
He aquí, Ananda, el Bhikkhu considera todo esto como:
Esta es la paz suprema, es la calma sublime: el aquietamiento de todas las formaciones, el silenciamiento de toda construcción mental, el abandono de todos los sustratos que alimentan la existencia, el desvanecimiento de todo deseo, el desapego, la liberación, el cesar, el Nibbāna ...

De este modo, Ananda, el Bhikkhu puede entrar en una absorción mental en el que no existe la noción del "yo" y lo "mío", sin ataques de concebir cualquier interior conciencia o cualquier objeto externo y en la que él es tanto liberado mentalmente como totalmente liberado a través de la comprensión de todo esto ...

En este estado callado y totalmente sosegado no hay tendencia a un "yo" y un "hacer-mío", y no más ataques de vanidad de las tendencias latentes a la identificación, el egoísmo y el narcisismo!
Anguttara Nikāya AN 03:32



Sabiendo tanto lo que es el interior y como lo que es el exterior,
uno ni se agita ni se turba más!
Cuando así se queda inmóvil e imperturbable,
no hay más atracción, ni repulsión ...
Se ha cruzado y escapado al envejecimiento y a la muerte!
Suttanipāta 1048