Los peces nacen en el agua, el hombre nace en el Tao.Si los peces, nacidos en el agua, buscan la sombra profunda del estanque o la alberca, todas sus necesidades son satisfechas.Si el hombre, nacido en el Tao, se hunde en la profunda sombra de la no-acción, para olvidar la agresión y las preocupaciones, no le falta nada, su vida es segura.
Moraleja: "Todo lo que necesita el pez es perderse en el agua.Todo lo que necesita el hombre es perderse en el Tao".

AVISO

queridos amigos los haikus que humildemente escribo están en este sitio: www.haikusilvestre.wordpress.com
gracias ! Namasté

15 ago. 2014

la compasión como entrenamiento


“How far you go in life depends on your being tender with the young, compassionate with the aged, sympathetic with the striving, and tolerant of the weak and the strong, because someday in your life, you will have been all of these.” George Washington Carver (1864-1943); botanist, agricultural chemist, inventor, educator

¿Alguna vez has visto a alguien hacer algo cortés y que luego este se enoje por no haber recibido un agradecimiento a su nivel? La verdadera compasión no tiene ninguna expectativa de recompensa.
Esperar una recompensa mantiene la idea de un yo independiente y un otro separado. Si lo hace por "otro", lo haces por "ti", lo haces por todos los seres.El ideal de dana paramita - la perfección de la generosidad -. Es "No existe el que da, sin el que recibe".
Por esta razón, los monjes tradicionalmente pasan pidiendo limosna en silencio y no expresan gracias por lo que se les da. Por supuesto, en el mundo convencional hay dadores y receptores , pero es importante recordar que el acto de dar no es posible sin recibir. Así, dadores y receptores se crean el uno al otro, y ninguno es superior al otro.Dicho esto, sentir y expresar gratitud diluye nuestro egoísmo, a menos que se sea un monje mendicante- está bien decir "gracias" cuando sea apropiado.

http://wearethesangha.blogspot.com.ar/2013/03/el-budismo-y-la-compasion.html