Los peces nacen en el agua, el hombre nace en el Tao.Si los peces, nacidos en el agua, buscan la sombra profunda del estanque o la alberca, todas sus necesidades son satisfechas.Si el hombre, nacido en el Tao, se hunde en la profunda sombra de la no-acción, para olvidar la agresión y las preocupaciones, no le falta nada, su vida es segura.
Moraleja: "Todo lo que necesita el pez es perderse en el agua.Todo lo que necesita el hombre es perderse en el Tao".

AVISO

queridos amigos los haikus que humildemente escribo están en este sitio: www.haikusilvestre.wordpress.com
gracias ! Namasté

3 may. 2015

No hay mayor desastre que lo deseable (tao)




"Una mente deshonesta es seducida por lo que es deseable. Cuando se presenta, cosas deseables pueden inducir a personas decentes a actuar traidoramente; retirados, traen desastres a la gente buena. Cuando surgen los traicioneros, invaden gobernantes débiles; cuando ocurre un desastre, muchas personas se ven perjudicadas. Así, las causas deseables usurpan a gobernantes débiles y a continuación dañan a las personas. El invadir a gobernantes débiles y lastimar a la gente es un gran crimen. Por eso se dice: "No hay mayor desastre que lo deseable." Por lo tanto los sabios no se sienten atraídos por los colores y no son adictos a la música. Los gobernantes iluminados son indiferentes a las diversiones y evitan el exceso de gala ".
-
Han Fei, Interpretación Lao (280-233 aC)
traducción de Thomas Cleary


“A dishonest mind is seduced by what is desirable. When presented, desirable things can induce decent people to act treacherously; withdrawn, they bring disaster on good people. When the treacherous arise, they encroach on weak rulers; when disaster strikes, many people are hurt. So the desirable causes encroachment upon weak rulers above and hurts people below. To encroach on weak rulers and hurt people below is a great crime. So it is said, “No disaster is greater than the desirable.” Therefore sages are not attracted to colours and are not addicted to music. Enlightened rulers disregard amusements and avoid excess finery.”

Han Fei, Interpreting Lao (280–233 BC)
translation by Thomas Cleary