Los peces nacen en el agua, el hombre nace en el Tao.Si los peces, nacidos en el agua, buscan la sombra profunda del estanque o la alberca, todas sus necesidades son satisfechas.Si el hombre, nacido en el Tao, se hunde en la profunda sombra de la no-acción, para olvidar la agresión y las preocupaciones, no le falta nada, su vida es segura.
Moraleja: "Todo lo que necesita el pez es perderse en el agua.Todo lo que necesita el hombre es perderse en el Tao".

AVISO

queridos amigos los haikus que humildemente escribo están en este sitio: www.haikusilvestre.wordpress.com
gracias ! Namasté

6 oct. 2014


La gran compasión es un deseo espontáneo de liberar a todos los seres vivos de los sufrimientos del samsara. Una vez que hemos desarrollado amor afectuoso para todos los seres vivos, si luego contemplamos cómo están todos atrapados en el samsara, experimentando un problema tras otro, vamos a desarrollar fácilmente compasión por ellos.

Introducción al budismo, por Gueshe Kelsang Gyatso